Header Image - sos el destinatario.

¿Instabook o Snapgram?

¿Instabook o Snapgram?
FacebookTwitterGoogle+Share

Instagram continúa actualizando su aplicación y agregando novedades en sus funciones. Lo último son dos nuevos servicios de envío de contenido efímero: el video en vivo y los mensajes directos, que desaparecen luego de ser vistos, y el aviso de captura de pantalla de estos contenidos. Funciones que vimos antes en algún otro lado.

FacebookTwitterGoogle+Share

Snap y Spectacles

Snap y Spectacles
FacebookTwitterGoogle+Share

Snapchat hizo grandes anuncios: cambia su nombre y saca un producto de hardware. La gran moda que provocó la aplicación en los millennials, de filmar cada instante meramente interesante de sus vidas y de compartirlo con sus contactos, ha llevado a que la aplicación evolucione en varios sentidos. Y su cambio de nombre a Snap demuestra el más importante: deja de ser solamente una aplicación de mensajería instantánea.

FacebookTwitterGoogle+Share

A tu imagen y semejanza

A tu imagen y semejanza
FacebookTwitterGoogle+Share

Desde que nos relacionamos a distancia mediante internet, el ser humano necesitó de las figuras humanoides para representar lo que queremos decir. En un principio se crearon los avatares, que le dieron paso a los emoticones. Luego llegaron los emojis y parecía que eran justos y necesarios, pero los bitmojis elevaron la apuesta y llevaron las conversaciones a un nuevo nivel.

FacebookTwitterGoogle+Share

Bienvenidos mutuamente –cuarentones y millennials- a las distintas realidades

Bienvenidos mutuamente –cuarentones y millennials- a las distintas realidades
FacebookTwitterGoogle+Share

El otro día estaba en una reunión de amigos, y hablando con uno de ellos que además es colega, comentábamos acerca de nuestros compañeros de trabajo pertenecientes a la generación Y, a cuyos integrantes se los denomina millennials. Mi amigo y yo pasamos los 40 años y aun así nos consideramos jóvenes. Pero los verdaderos jóvenes son los millennials, aquellos que estaban terminando de nacer cuando la generación a la que pertenezco estaba terminando de estudiar, allá, a finales del siglo XX.

FacebookTwitterGoogle+Share

¡Ni lo sueñes!

by Ana Mandler 0 Comments
¡Ni lo sueñes!
FacebookTwitterGoogle+Share

Son las 2:45 AM. Pasá, sí, no hay problema, estamos siempre abiertos, los ojos no cerramos nunca, la mente no descansa, el cuerpo tampoco. Pero por favooooor, ¡faltaba más! Claro que me podés mandar un mensaje por Whatsapp a esa hora. No te hagas drama. ¿Que si estaba durmiendo? Naaaaaaaaa, yo a esa hora seguro estoy en el mayor ajetreo del día, y cada tanto miro el celular para ver si alguien manda un chiste con el cual reírme a carcajadas de alto volumen.

FacebookTwitterGoogle+Share